El tratamiento osteopático en el recién nacido es una disciplina muy conocida por su eficacia y prevención. Se tratan las patologías más comunes que afectan al neonato como la plagiocefalia, las otitis de repetición, tortícolis congénita, escoliosis, pie zambo, luxación congénita de cadera, PCI, hiperactividad, bronquiolitis, etc.

No se debe olvidar el tratamiento de la embarazada y sus trastornos, teniendo en cuenta que puede estar perturbando al normal desarrollo del feto. En el momento del alumbramiento, pueden existir dificultades y necesitar de ayudas indispensables que pueden afectar al recién nacido.

En el tratamiento nos basamos en técnicas articulares donde se ejercen una serie de presiones para tratar las deformidades, y cuando llegan a la edad de seis o siete año, las técnicas que se utilizan son muy semejantes a las que se emplean en el adulto.

alt